fbpx
Cuando conocí a Laura ella tenía una hermosa casa recién construida.

Luego de mucho esfuerzo ella y su esposo habían logrado terminar este proyecto en el que vivían todos sus sueños de un hogar perfecto para su familia.

Todo era tan importante para Laura que cuando entró a su casa nueva y vacía por primera vez me cuenta que se sintió “abrumada por todas las decisiones que tengo que tomar”

Laura y su esposo me dijeron: Este es nuestro sueño, hemos invertido mucho tiempo y dinero en esta casa, no queremos equivocarnos en las decisiones que tomemos al decorar.

Entonces les expliqué que la primera elección importante que necesitábamos hacer en su lugar era escoger el color neutro

Ella me miró, y con ese temor que la sola idea del color les causa a muchas personas me explicó:

“Siempre pensé que para lucir los espacios más amplios y luminosos debíamos pintar de blanco todas nuestras paredes y techos”

Me apresuré a contarle a Laura y su involucrado esposo que ese un terrible mito que amenaza todos los diseños interiores del mundo, y que no era necesariamente cierto que el blanco era el único color que nos iba a permitir disfrutar de un espacio visualmente más grande, más abierto y sacar ventaja de toda la luz.

Al igual que Laura me gustaría contarte que si estás eligiendo color para tus espacios, tal vez no tengas que resignarte a NO usarlo.

Recuerda este consejo: “No siempre el blanco asegura espacios amplios y luminosos”           

Elegir color neutro para tus ambientes es resultado de un proceso de planeación y diseño que nada tiene que ver con un consejo general que aplique en todas las circunstancias.

Si estás en ese momento, y al igual que Laura, necesitas elegir colores, te recomiendo  mucho leer mi Guia de Color

Es un material completamente gratuito que te dará una idea de cuando si y cuando no aprovechar el inmenso poder de los colores.

Si tienes dudas o necesitas ayuda de mi parte estaré feliz de responder a tus comentarios aquí: